Follow by Email

domingo, 27 de mayo de 2018

CICLOS ASTROLOGICOS Y ERA DEL ACUARIO



  ANA MARIA SEGHESSO 







Urano representa alegoricamente al Acuario. 
También Hefestos y Vulcano.









“La mutilación de Urano por su hijo Saturno”

Giorgio Vasari









En la historia reciente un fenómeno llamado Era del Acuario ha influenciado los ideales y aspiraciones espirituales de una gran parte de la sociedad occidental.

El significado principal de esta corriente, según quienes auspician su doctrina, se basa en la Fraternidad Universal, que nace en las sociedades cuando sus componentes logran liberarse de la propia individualidad egocéntrica.

La ideología proviene de personajes como Rudolf Steiner, Paule Le Cour, Max Heindel,  esotéricos, teósofos, ocultistas, que crearon la corriente al inicio del siglo XX, con la intención de trasmitir a las masas el amor y la paz universales.

El fenómeno se popularizó a partir 1968, en los EEUU, con los llamados “hippies” y generó rebeliones colectivas contra la autoridad, eslóganes, como “hacer el amor y no la guerra” y la convicción generalizada de que el cambio de conciencia en los seres humanos  llevaría a un tiempo de prosperidad, abundancia y paz.

Podría definirse como un movimiento mesiánico que proyectaba al establecimiento de un Nuevo Orden, fruto de una humanidad superior.

Los ideales de no violencia y espiritualidad subyugaron gran parte de la sociedad, deseosa de la paz en el mundo, mientras que los ideales de libertad favorecieron la autonomía individual en detrimento de prejuicios y tabúes. 




Con el paso del tiempo el fenómeno fue evolucionando, generando diversas consecuencias. 




La mercantilización de sus principios condujo a situaciones contradictorias con la doctrina del movimiento. La anunciada prosperidad y cambio de conciencia no ha producido los frutos auspiciados.

El  mundo acoge, en este final del Ciclo de Tierra, alrededor de 6.400 millones de personas, de la cual, una sexta parte, 1.020 millones, pasa hambre hoy en día, según informes de la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) 

Al menos 100 millones de personas han abandonado sus lugares de origen en búsqueda de comida y trabajo.




ERA DEL ACUARIO Y ASTROLOGIA


La denominación de Era, que esta corriente ha dado a su movimiento, es astrológica.


Especulando con el lento movimiento de los equinoccios causado por la Precesión [1] , se ha tratado de instrumentalizar el fenómeno, asociando los grande ciclos de la Astrología con la doctrina de la Era del Acuario.

Sin embargo, los conceptos no son equivalentes pues los contenidos difieren totalmente.


Según la Astronomía, como consecuencia del desplazamiento anual, el Punto Vernal[2], equinoccio de primavera boreal y otoño austral, que es retrógrado, está entrando en el signo del Acuario, luego de haber transitado por el signo de Piscis.

La Astrología utiliza datos astronómicos, para luego transformarlos según sus objetivos, por lo que, desde el tiempo histórico de los Caldeos.


 “Fueron precisas razones matemáticas las que introdujeron un ciclo bien definido, que medía la progresión del Sol y de los planetas en secciones de 30º exactos. El Zodíaco astrológico fue desde sus comienzos una indispensable idealización matemática, que fue usada exclusivamente con la finalidad del cómputo astronómico” [3]

 

La posición efectiva en el cielo continuaron a ser expresadas, hasta el fin de la escritura cuneiforme, en referencia a estrellas conocidas, especialmente brillantes, y al nombre de las constelaciones.

Este sistema fue usado en los horóscopos griegos del período romano, exactamente como en los textos babilónicos, junto a la determinación de las posiciones, en base a los grados y a los signos zodiacales. [4]








"Vulcano forjando los rayos de Júpiter"

Rubens





La Astrología tiene sus principios en el Número, que constituye, según Pitágoras, la clave de acceso privilegiado para la comprensión de las leyes armónicas del Universo y de la Previsión.


Las diferencias entre la Astrología y los movimientos espirituales - esoterismo, teosofía, misticismo, ocultismo –  radican esencialmente en el objetivo que persiguen  y en los métodos de trabajo.

Los movimientos espirituales persiguen finalidades éticas, creando opiniones de justo, injusto, bueno, malo, características de las ciencias empíricas, psicología, sociología, historiografía, teología, metafísica.

La teoría general de la Astrología deriva de la interpretación del movimiento de los planetas y de las señales que las figuras así formadas, revelan.

Es un método deductivo, que selecciona datos observando los fenómenos celestes, los descifra estadísticamente y los transforma en pronósticos. 

El objetivo del trabajo astrológico se alcanza empleando datos verificados.

Se organiza a posteriori y depende de una dilatada experiencia a través de la historia.

El término griego matemático significa como primera acepción, “astrólogo”.  

Los documentos más antiguos utilizados, tabletas de terracota en idioma cuneiforme, provienen de la  ciudad de Ur, Sumeria, son fechables alrededor  del 2.100 a.C., y el primer calendario [5] lunisolar  hacia la mitad del III milenio a.C.

 Son textos matemático-astronómicos, con cálculos para computar el movimiento del Sol, la Luna y los cinco planetas conocidos en base al sistema sexagesimal, inventado en Babilonia.

Otros documentos conciernen apuntes detallados de efemérides, almanaques, salida y ocaso de cada planeta, eclipses, observaciones de cometas, como la Cometa de Halley, de los años 164 y 87 a.C. , y el movimiento de Sirio. 

Se completan las observaciones astronómicas con predicciones minuciosas y se enfatiza

que la vida del hombre y los negocios de estado, están condicionados por lo que ocurre en el cielo.”

La Astrología tiene como objetivo, desde sus orígenes, estudiar los astros y sus relaciones en sí mismos, como medios de previsión y no para llegar a resultados éticos de perfección.

Por el contrario la teoría de la Era del acuario ha fijado sus objetivos en un proyecto ideal, independiente de datos creados por la experiencia. 

Sus mentores utilizan el Mito, en este caso el que hace referencia al Acuario, como herramienta psicológica para modelar las opiniones en una dirección determinada.  


   "Marte y Venus sorprendidos por Vulcano"
Alexandre Charles Guillemot 


 

 

  Se aplican estructuras mitológicas incompletas, exaltando ciertas características y minimizando las que no se ajustan a la doctrina.


La Astrología, como demuestra su historia, utiliza un método deductivo, adoptando una visión que abarca muchas facetas, positivas y negativas, evitando de este modo el optimismo ingenuo respecto a los acontecimientos tal como se presentan en el mundo.




_____________________________







Características de Hefestos, representante de Acuario.






 

 

 


 


jueves, 26 de octubre de 2017

PREVISIÓN E INMOVILISMO


ANA MARIA SEGHESSO


PRIMERA PARTE


Enrique Santos Discépolo, en su tango  Cambalache, estrenado en el año 1934, hace un inventario de la corrupción en el siglo XX, en un estilo irritado y resentido. 

El tango fue muy bien aceptado por el público, que compartió su punto de vista y disposición de ánimo. El éxito fue inmediato y duradero, como consecuencia de la popularidad de su contenido, que si bien se refiere a un contexto preciso, es un argumento universal.

En efecto, el tema referido en su letra, puede ser aplicado en cualquier momento histórico y en cualquier país del mundo.


En lo que va del siglo XXI los acontecimientos no parecen haber cambiado mucho. Por el contrario, el tema de la corrupción continúa su vigencia, favorecido por la Crisis económica, declarada en el 2008, aunque sus  orígenes son anteriores.

Las ilusiones y ambiciones, muy favorecidas por el extraordinario desarrollo económico de los siglos XIX y XX, con  notorias variantes geográficas y de clases sociales, sufrieron una violento e inesperado freno. Las reacciones que la Crisis originó en países y personas, son múltiples, dependiendo en gran medida de la información que se recibe para crearse una opinión.

Es así que la percepción de la Crisis se manifiesta en una búsqueda frenética para reconquistar el perdido equilibrio social o económico, creando proyectos que los restablezcan. Se generan continuamente nuevos proyectos, que procuran solucionar un sistema económico desgastado y falto de funcionalidad.

Sin embargo, en la mayoría de los casos la respuesta a la Crisis, ha sido la continuidad de antiguas recetas, con una obstinación priva de espíritu de iniciativa.
Los proyectos estatales en este caso tienen un peso fundamental, por la cantidad de personas involucradas y por los resultados que las nuevas políticas podrían favorecer o inhibir.

Es indudable que la mayor parte de los acontecimientos difíciles que nos toca vivir en este tiempo, suceden sin que los especialistas o las instituciones que los sostienen, fomentan o protegen, hayan sospechado su desenlace. Ha predominado la convicción de que todo continuaría a tiempo indeterminado, de la mejor manera posible. Un optimismo que no imaginó el cambio, que es una constante en cosas, personas y acontecimientos.

Ninguna prevención, ni programación que tuviera en cuenta una transformación de rumbo en el campo económico, político, ambiental.
Es así que con estupor fueron recibidas las varias crisis, que se suceden en relación directa con la Crisis económica.

La Previsión ha sido la gran ausente. 

Me refiero a la Previsión como una actitud mental que analiza datos para llegar a uno o más resultados, procediendo  luego a una programación.

La Crisis económica iniciada en el 2008 no fue prevista por ningún instituto bancario, o experto de economía. No fue hecho, como consecuencia, ningún programa ni estudio que contemplase posibilidades diversas a las que se estaban viviendo.

El Cambio, la Transformación, axioma del Tiempo, fue ignorado, negando una realidad que puntualmente se presentó, imprevista y brutal, eliminando los equilibrios existentes con cambios drásticos, rompiendo la inercia del fin de ciclo de Tierra.

Al improviso, los viejos modelos no son más aplicables. Los nuevos modelos no han sido siquiera bosquejados, por lo que las correcciones que se intentan actuar son vacilantes e inciertas.
El Futuro deberá ser inventado, con nuevos modelos, para no continuar a gastar tiempo y recursos en situaciones estancadas. Cortar las ramas secas, las que no florecerán, luego de una evaluación sensata de la que se puede y de lo que la situación es capaz de producir.

El análisis del Tiempo tiene un protagonista de primera magnitud cuando se trata de futuro, cambios imprevistos, creatividad, rechazo de las limitaciones.
Se llama Urano. Me ocuparé de sus principios en el próximo artículo. 




 Tango CAMBALACHE






sábado, 15 de julio de 2017

El gráfico astrológico y su interpretación.



 

EL HOROSCOPO

 

 

 

ANA MARIA SEGHESSO







El Horóscopo, llamado también Gráfico astrológico o Carta natal, es una abstracción de la situación del Cielo en un determinado momento y lugar de la Tierra.


Su significado ha sido codificado en Mesopotamia en tiempos remotos.

Las relaciones entre Cielo y Tierra y el mensaje que los fenómenos astrales trasmiten a los hombres, confirió un significado religioso a su estudio, realizado por sacerdotes-astrólogos.


La observación de las estrellas en las culturas antiguas estaba finalizada a la predicción del futuro.



Se representa el Horóscopo con un círculo, dividido en 12 sectores de 30° cada uno, que son los Signos astrológicos en sucesión anti horaria.



Los signos astrológicos han tomado su nombre de Constelaciones, pero su división de 30° cada uno obedece a exigencias matemáticas.



Como expresa Otto Neugebauer, [1]



“fueron precisas razones matemáticas las que indujeron a crear un gran ciclo bien definido, que medía la progresión del Sol y de los planetas respecto a secciones de exactamente 30 grados. El Zodíaco no fue más que una indispensable idealización matemática y fue utilizado exclusivamente para el cálculo astrológico.



En el Gráfico astrológico se encuentran las Casas, que son también 12 y evolucionan en sentido anti horario, pero no corresponden a los signos y son desiguales. Las Casas representan diversos sectores de la vida y de la sociedad humanas.




 CASAS


Los cuatro Puntos Cardinales: Ascendente, Descendente, Medio Cielo y Fondo Cielo, representan el Ciclo del día terrestre y determinan las Casas.



El Gráfico astrológico equivale a un mapa invertido, el Asc, por donde sale el Sol, se encuentra a izquierda, el Des, o poniente, a derecha. El MC, en la parte superior, representa el Sur y el FC el norte.



Los Planetas y Luminares completan la significación, en relación a su ubicación en signos, casas y relaciones recíprocas. Las líneas azules que los une son armónicas, mientras que las rojas, inarmónicas. La distancia que los separa determina su codificación.





 


Los Aspectos se verifican a causa de las diferentes velocidades con las que recorren el Zodíaco los planetas, ocupando posiciones diversas y dibujando figuras cambiantes.

Las distancias entre un planeta y otro, medidas en grados, constituyen los llamados Aspectos.



Aspectos Armónicos (líneas azules)



Sextil, distancia de 60° aproximadamente. Trígono, distancia de 120°, aproximadamente.



La Conjunción, o sobre posición de los planetas suele variar de acuerdo a las afinidades o disonancias de los planetas involucrados.



Aspectos Inarmónicos (líneas rojas)



Cuadratura, distancia de 90°. Oposición, distancia de 180°.

























[1] Otto E. Neugebauer (* 26 de mayo de 1899 en Innsbruck; † 19 de febrero de 1990) fue un matemático y astrónomo austriaco-estadounidense dedicado exclusivamente a la investigación de la historia de la ciencia, y en especial de la Astronomía. Fue un investigador tenaz, y el gran descubridor de la matemática babilónica. Ganó el Premio Balzan en 1986 para la historia de la ciencia.